Mantenimiento y reparaciones

fontaneria bizkaia que hacer durante una emergencia de fontaneria

¿Qué hacer durante una emergencia de fontanería?

Es casi seguro que alguna vez en la vida sufriremos una emergencia de fontanería en casa, es por eso que debemos aprender cuáles podrían ser esos posibles incidentes y aprender a manejar la situación para resguardar nuestro hogar durante el suceso.

Lo ideal es contar con servicios de fontanería que mantengan nuestras tuberías, inodoros, calderas, etc., en buen estado. Sin embargo, nosotros mismos podemos hacer también cosas para que al momento de una emergencia y pedir ayuda la reparación sea mucho más rápida y efectiva.

A pesar de los consejos que te daremos a continuación, siempre ten en cuenta que si se presenta un problema de fontanería a gran escala, lo ideal es contar con un buen profesional para minimizar daños y costos.

Ejemplos de emergencias 

Antes de mencionar algunas de las emergencias de fontanería más comunes, debemos recordarte que la gravedad de cada situación puede variar y algunos de los percances más comunes requerirán en ocasiones una llamada al servicio profesional.

Agua demasiado caliente

Si bien nos encanta bañarnos con agua caliente, un pequeño desajuste en nuestro calentador podría hacernos sufrir quemaduras de primer grado. Esto suele suceder cuando el calentador se ha sobrecalentado.

Tuberías con fugas de agua

Lamentablemente es muy poco lo que podemos hacer ante este imprevisto. Solo cerrar el paso del agua y llamar a los profesionales para que se encarguen.

Drenaje obstruido

Si ves que el agua de tu drenaje sale de forma lenta, es hora de llamar a un fontanero. Procura evitar utilizar productos químicos que dañen la tubería o empeoren el problema. Siempre que hay desborde por una obstrucción es un gran problema que es mejor dejar en manos expertas.

Problemas con el inodoro

El tanque del inodoro suele darnos dolores de cabeza más a menudo de lo que pensamos. Para saber por qué no está bajando el agua del tanque, retira la tapa y verifica cuál es el problema. La cadena y bomba suelen dañarse con frecuencia, solo es cuestión de reemplazar estos elementos y tener un inodoro como nuevo.

Olores de residuos

Si detectas un mal olor proveniente del desagüe, de una fuga o del grifo, estamos ante una mala señal. Puede que tengas problemas con el sistema séptico, una tubería o bomba de sumidero. Es importante no exponer nuestra salud e intentar arreglar por nuestra cuenta el problema. Mejor déjalo en manos profesionales que sabrán qué hacer exactamente.

Consejos de  emergencia de fontanería

Estos consejos te ayudarán a mantener bajo control la situación mientras llega la ayuda profesional.

  1. Cerrar el paso del agua. Siempre que haya una emergencia de fontanería debemos cerrar el agua. Esto evitará inundaciones y puede llegar a impedir que los grifos salgan volando.
  2. Revisa el calentador de agua. Ante una emergencia como un sobrecalentamiento es ideal apagar el calentador, de esa forma evitamos que pueda explotar. Si es a gas, primero apaga el gas y luego el calentador.
  3. Aborda las fugas de agua pequeñas lo más rápido posible. Puedes usar trapos para evitar que las gotas lleguen al suelo. Procura avisar al experto dónde está el problema exactamente para que lo resuelva de inmediato.
  4. Abre los grifos y desagües después de cerrar el paso del agua. Es posible que incluso después de cerrar el agua todavía haya restos en las tuberías. Lo mejor es dejar que salga toda para que el fontanero pueda encargarse del problema rápidamente.
  5. Llama a tu fontanero de confianza y escucha atentamente sus instrucciones. Es natural que durante la emergencia olvides llamar a la persona que solventará el problema, pero si lo llamas y obtienes ayuda desde el primer momento, los daños serán mínimos para cuando llegue a casa.

Recuerda que Fontanería Bizkaia cuenta con un servicio de emergencias dispuesto a escucharte siempre. Te atendemos incluso durante los días festivos y a cualquier hora. ¡No importa el tamaño de la emergencia, siempre estaremos para ayudarte!

fontenaria-instalacion-reparacion-calderas-persianas-1

fontaneria bizkaia reparaciones como cuidar tu caldera en un clima frio

¿Cómo cuidar tu caldera en un clima frío?

Cuando llega el invierno en ocasiones la temperatura baja mucho y ante el clima frío muchas personas deciden utilizar calderas para combatirlo. Sin embargo, cuando el ambiente está helado de verdad, incluso las calderas pueden presentar problemas.

En los últimos años este tipo de clima ha tardado más en irse, lo que nos obliga a tener las calderas encendidas durante más tiempo. Este es el principal motivo de averías de calderas, ya que estos aparatos han estado trabajando durante largos periodos de tiempo de forma continua.

¿Quieres saber qué puedes hacer para que tu caldera funcione correctamente en un clima frío? En este artículo te damos los mejores consejos para que evites posibles averías en tu caldera durante el clima frío.

Mantén la calefacción siempre encendida pero a baja potencia.

Uno de los problemas clásicos en la zona externa de las calderas es el congelamiento de las tuberías, esto ocurre cuando hay cambios bruscos de temperatura, lo que puede provocar que tu caldera deje de funcionar.

Puedes probar aislando las tuberías, pero incluso esto puede fallar. Una buena idea es mantener la calefacción encendida de manera constante pero a baja temperatura, de esta forma evitarás el congelamiento.

No olvides el mantenimiento de tu caldera.

Verificar constantemente la caldera es crucial para su mantenimiento y durante las estaciones con bajas temperaturas, donde nuestras calderas trabajan continuamente es fundamental, ya que revisándola podemos además identificar fugas, ruidos o grietas y tratar el problema a tiempo.

Asegúrate de realizar el debido mantenimiento a la caldera siguiendo las recomendaciones del fabricante.

Purifica tus radiadores.

Si la casa no se mantiene lo suficientemente caliente es muy probable que todos los aparatos de calefacción, y en especial las calderas, sufran daños por congelación. Si notas que el ambiente dentro de la casa no está caliente es probable que haya aire atrapado dentro de los radiadores.

Liberar el aire del sistema de calefacción es muy sencillo, pero necesitará suna llave para poder llegar a la válvula de purificación del radiador. Si crees que no puede hacerlo o si después de llevar a cabo la acción el problema persiste, deberás llamar a un profesional.

Recuerda que Fontanería Bizkaia está disponible para ayudarte cuando más lo necesites. Atendemos casos de emergencias y disponemos de profesionales que dejarán tu casa con un clima perfecto.

Si tu casa va a estar desocupada desconecta la luz y el agua. 

Hay personas que viajan durante el invierno y que pueden llegar a mantener la casa vacía por más de 30 días. Durante ese tiempo lo mejor es drenar el agua y desconectar los servicios públicos. Sin embargo, le recomendamos dejar la calefacción encendida a baja temperatura para evitar congelamientos.

Si cuenta con una persona de confianza que pueda revisar cada cierto tiempo su calefacción lo mejor es dejarla en funcionamiento.

Quedarnos sin caldera en pleno invierno puede ser muy desagradable, así que evita fallas revisando constantemente todos tus aparatos de calefacción. Recuerda que una revisión temprana minimiza el riesgo de averías y gastos innecesarios durante el clima frío.

En Fontanería Bizkaia somos tus especialistas de confianza para el mantenimiento de calderas. Si tienes cualquier problema, avería o pregunta, no dudes en llamarnos. Estaremos encantados de atenderte.

fontenaria-instalacion-reparacion-calderas-persianas-1

fontaneria bizkaia reparaciones mantenimiento calderas

5 consejos de mantenimiento de calderas

Las calderas son los aparatos más populares de calefacción central, esto se debe a que son duraderas y con un mantenimiento realmente sencillo. Debido a esto no es ninguna sorpresa que se encuentren instaladas en la mayoría de las casas.

Si tienes una en tu hogar para mantener un clima confortable durante el invierno, te interesará conocer estos consejos de mantenimiento para alargar la vida útil de tu caldera durante unos cuantos años más.

Te recordamos que los consejos que te daremos a continuación no reemplazan el servicio de mantenimiento profesional que tu sistema de calefacción debe tener. Para ello puedes buscar apoyo en tu compañía de confianza y, ante cualquier duda, puedes consultar con nosotros gratuitamente.

  1. Despeja los conductos de ventilación y aire.

Si has notado un aumento en tus facturas de energía es posible que estés lidiando con una caldera que trabaja de forma ineficiente. Una de las posibles razones es que ha pasado algún tiempo desde que se limpiaron las salidas de humo y aire.

Por lo general esta suele ser la principal razón de una falla energética en un sistema de calefacción central por caldera. Con el tiempo la suciedad y el polvo se acumulan en los ductos bloqueando el paso del aire necesario para el funcionamiento de la caldera, haciendo que trabaje más para mantener la misma cantidad de calor de siempre.

  1. Comprueba el nivel de agua de la caldera.

Si bien la mayoría de las calderas cuentan con un sistema de seguridad para regular el nivel del agua, siempre es bueno comprobar si hay pérdidas.. Es perfectamente normal que la caldera pierda agua cuando está en funcionamiento, sin embargo, si llega a quedarse sin agua, puede producir un incendio.

Para su tranquilidad y seguridad es aconsejable revisar el nivel de agua de forma periódica.

  1. Verifica si hay fugas en la caldera.

Las fugas pueden ser un verdadero dolor de cabeza ya que son costosas de reparar y muchas veces las encontramos cuando ya el problema es muy grande. Si sospechas que tu caldera puede tener una fuga, enciende el termostato a una temperatura alta, esto hará que la caldera entre en funcionamiento y verifiquemos que exista la fuga.

Una vez que hemos encendido la calefacción, debemos revisar la ventilación principal, el suelo alrededor de la caldera, las tuberías expuestas y todas las juntas de tuberías. Asimismo, debemos ir a las habitaciones y verificar los radiadores.

En el caso de encontrar una fuga, lo ideal es llamar a un profesional para que se encargue del problema.

  1. Vaciar el agua de la caldera dos veces al año.

Si vives en una zona donde hay problemas en el abastecimiento del agua, lo ideal es que cambies el agua de la caldera un par de veces al año. Se sabe que el sedimento y los minerales del agua pueden dañar los componentes del aparato y hacer que su eficiencia energética disminuya.

  1. Realiza un mantenimiento profesional anual.

Aunque son muchas las cosas que podemos hacer para alargar la vida de nuestra caldera, algunas debemos dejarlas en manos expertas. Un profesional realizará una inspección y los cuidados necesarios para que la caldera funcione a la perfección.

Asimismo, si tienes una caldera de gas o gasoil. esta requerirá un mantenimiento y certificado especial de seguridad.

Recuerda que puedes contar con Fontanería Bizkaia para el mantenimiento, reparación y servicios de instalación de calderas. Puedes llamarnos para consultar cualquier duda que tengas. Estaremos encantados de atenderte.

fontenaria-instalacion-reparacion-calderas-persianas-1

fontaneria bizkaia reparaciones consejos invierno

Consejos de fontanería para el invierno

El invierno es la peor época del año para no estar preparados ante un posible problema de fontanería. Estos pueden ocurrir por tuberías congeladas, desagües obstruidos y unos cuantos más escenarios desagradables.

Nosotros te acompañamos en todo momento, por eso te dejamos estos consejos, para que no conviertas en una víctima inesperada de los problemas de fontanería.

Conoce aquí los mejores consejos para mantener tus instalaciones y tuberías en buen estado durante el invierno. Evita el estrés y la tensión de lidiar con estos molestos momentos y mantén funcionando tu hogar sin problemas hasta la llegada de la primavera.

Protege las tuberías del congelamiento.

Es obvio que las temperaturas bajan considerablemente en invierno, pero a veces dejamos de lado este hecho y cómo puede influir en las roturas de nuestras tuberías por congelamiento. Una tubería rota puede causar inundaciones y daños incalculables a tus muebles.

Una de las mejores maneras de evitar este desastre es cubrir con espuma aislante las tuberías. Estos tubos de espuma se consiguen en la ferretería por un bajo precio y solo debemos abrir una ranura a un costado para envolver los tubos con ellas.

Esto será suficiente para mantener la temperatura alrededor de las tuberías y evitar que al llegar a casa nos encontremos La Atlántida.

No te olvides de las mangueras y canillas de jardín.

Antes de que el frío comience, asegúrate de desconectar tus mangueras de jardín, de igual manera que las canillas o válvulas de agua estén bien cerradas. Porque aunque el agua se descongela cuando llega el calor, es mejor drenar toda el agua residual cuando el comienza frío.

De esta forma estaremos protegiendo y conservando la manguera y la canilla, además podremos usarlas de forma inmediata cuando las necesitemos. Lo mejor es desconectar las mangueras y guardarlas en el garaje hasta la próxima estación.

Cuidado con la comida de navidad en el fregadero.

Todos hemos cometido esta pequeña falta alguna vez en la vida y es que después de la cena de navidad dejamos en el fregadero platos con comida grasienta, aceites y residuos de alimentos.

Esto puede volverse un verdadero desastre debido al frío, ya que todas estas grasas pueden convertirse en una gran reunión navideña dentro de tus tuberías durante el invierno, obstruyéndolas y generando olores desagradables.

Para evitar que nuestro fregadero sufra no debemos lanzar aceite y grasas por su desagüe, asimismo en el eliminador de desechos.

Consejos extras: ¿qué hacer si mis grifos y tuberías se congelan?

  • Deja abierta las puertas de los gabinetes de cocina y baño para que el calor llegue a las tuberías.
  • Abre todos los días el grifo un poco para que el agua corra hacia el fregadero, de esa forma evitas el estancamiento y congelamiento del agua residual.
  • Utiliza la calefacción para mantener todas las habitaciones calientes. De esa forma el calor circulará libremente y el riesgo de congelamiento de las tuberías disminuirá.
  • Utiliza un secador de pelo para descongelar el grifo.
  • Si una tubería se rompe por congelamiento, asegúrate de cerrar todas las llaves de paso para evitar inundaciones. Mantén todas las llaves y salidas de agua abiertas para aliviar la presión a medida que el hielo se derrite.
  • No uses sopletes o llamas directas para derretir el hielo de las tuberías.

En Fontanería Bizkaia nos encargamos de la instalación y mantenimiento de todo lo relacionado con la fontanería de tu hogar. Llámanos sin compromiso y te haremos un presupuesto ajustado para que tú no tengas que preocuparte de nada.

fontenaria-instalacion-reparacion-calderas-persianas-1

fontaneria bizkaia reparaciones mantenimiento bide

¿Qué es un bidé y por qué lo necesitas?

¿Qué es un bidé y por qué lo necesitas?

Probablemente este accesorio de baño sea uno de los más ignorados a lo largo de la historia, y lo que es más seguro es que en las construcciones y obras actuales de pisos ni siquiera esté incluido. Este extraño híbrido entre un lavabo y un inodoro ha regresado para quedarse y aquí te explicamos el porqué.

Por lo general, el bidé forma parte de la cultura higiénica de muchos países de Europa y algunos de Latinoamérica, sin embargo, no es tan popular en la actualidad como lo era en siglo XVII. Tener uno en casa no solo puede beneficiar nuestra salud, sino también las tuberías de nuestro hogar.

Pero antes de continuar: ¿exactamente que es un bidé?

El bidé es un mueble de baño que se utiliza para limpiar nuestros partes íntimas después de usar el inodoro. Normalmente se encuentran al lado de este último y es muy fácil de utilizar.

¿Cómo es posible que hayamos perdido este espacio para nuestra higiene? Parece que aunque hayan pasado los años, no haya habido evolución en este sentido. ¡Qué bien que este tesoro de hace varios siglos vuelva a nuestras vidas! ¿Por qué?

Este accesorio puede mejorar notablemente la salud e higiene de nuestras zonas íntimas, pero también puede contribuir a ahorrarte unas cuantas monedas, a mantener tus tuberías en buen estado y a ayudar al medio ambiente. Veámos cómo:

El bidé como solución a problemas de fontanería 

Hoy en día gracias a que el bidé ha pasado de moda y las toallitas húmedas se han popularizado muchas personas las utilizan para complementar su limpieza después de utilizar el baño.

Los sistemas de alcantarillado y nuestras tuberías terminan obstruidas por el uso de estas, ya que las personas suelen tirarlas por el inodoro y estas van a parar al desagüe. El problema es que su material no se deshace tan fácilmente, de hecho por ser absorbentes duplican su tamaño obstruyendo así el paso del agua.

El bidé no solo puede ser la solución a este problema de fontanería, sino que también puede sustituir el papel higiénico.

Con la instalación de este mueble en el baño no solo estaría ahorrando dinero, también estaríamos ayudando al medio ambiente al no utilizar estos productos que van a parar a los océanos y ríos.

¿Cómo se utiliza el bidé?  

Este accesorio de higiene es muy fácil de usar y aunque al comienzo puede parecer intimidante, con esta pequeña guía lo acabarás usando como si hubieras nacido en el siglo XVII.

  1. Utiliza siempre el inodoro antes de utilizar el bidé. Recuerda que este está destinado a ayudarte a lavarte y no cumple las funciones del primero.
  2. Siéntate en el bidé mirando hacia los controles, pues así te será más fácil encender y apagar o ajustar la propulsión de agua.
  3. Dependiendo del modelo deberás quitarte los pantalones para usarlo o sentarte de espalda a los controles.
  4. Ajusta la temperatura y fuerza del agua, procede a moverte para que el agua llegue a las zonas que deseas limpiar.
  5. Limpia con un gel de ducha tus partes íntimas.
  6. Utiliza una toalla o papel higiénico para secarte.

Como ves este ingenioso producto de hace unos siglos atrás puede ser una solución a nuestros modos de vida actuales. Nos proporciona higiene, economía, soluciones de fontanería y hasta para salvar el planeta.

En Fontanería Bizkaia nos encargamos de la instalación y mantenimiento de todo lo relacionado con la fontanería de tu hogar. Llámanos sin compromiso y te haremos un presupuesto ajustado para que tú no tengas que preocuparte de nada.

fontenaria-instalacion-reparacion-calderas-persianas-1

fontaneria-bizkaia-reparaciones-5-consejos-de-fontaneria-para-principiantes

5 consejos de fontanería para principiantes

¿Estás listo para aprender a resolver pequeños problemas de fontanería por ti mismo? En ocasiones un inodoro desbordado o un lavabo goteando son problemas menores que puedes atender sin ayuda profesional.

Solo debes tener especial cuidado con estos problemas menores, pues si no los atiendes a tiempo pueden convertirse en algo que solo los especialistas en fontanería pueden resolver.

 

5 consejos de fontanería para principiantes

Es posible que tengas dudas sobre cómo abordar estos inconvenientes, pero las pequeñas fugas u obstrucciones podemos arreglarlas nosotros mismos, o con algún amigo, sin mayores inconvenientes. Además, lo mejor de todo es que podrás ahorrarte algunas monedas haciendo el trabajo con tus propias manos.

Recuerda que si te surge un problema que no puedes solucionar, lo ideal es tener a mano el número de un profesional.

1. Reemplaza las piezas del inodoro o grifo

Puede parecer desafiante, pero desmontar la tubería debajo del lavabo o cambiar la cadena del inodoro son tareas realmente fáciles para personas como tú. Estos productos se consiguen a buen precio y suelen venir con instrucciones de ensamblaje, bastará con prestar atención a las instrucciones del empaque.

Lo mejor es que la mayoría de los grifos modernos pueden reemplazarse retirando solo un tornillo o a presión. Si escuchas que tu lavabo gotea o que el inodoro sigue perdiendo agua, solo bastará con comprar los repuestos y montarlos.

2. Elimina obstrucciones sin usar productos químicos

Si el agua baja lentamente por el drenaje de la bañera o ducha es muy probable que esté obstruido. Lo mejor es que no uses productos químicos que puedan dañar las tuberías, en su lugar te recomendamos que uses una “serpiente de drenaje” o barrenos.

Este producto se introduce a lo largo del desagüe y luego lo tiramos con fuerza hacia afuera. Con esta buena técnica y con algo de suerte tendremos el culpable de la obstrucción y demás suciedades fuera del drenaje en pocos minutos.

3. Revisa el cabezal de la ducha

La cinta de sellado es ideal para arreglar goteos en la cabeza de la ducha. Para hacerlo solo debes desenroscarla, aplicarle la cinta de forma envolvente (en sentido de las agujas del reloj) y vuelve a colocarlo para parar el goteo.

Ahora, si la cabecera está obstruida puede remojarla en agua con una pizca de vinagre por unos 30 minutos. Luego con un cepillo de dientes viejo retira los depósitos de mineral que puedan obstruir la salida de agua.

4. Usa calor para aflojar la tubería

¿No puedes aflojar la tubería debajo del fregadero sin importar la fuerza que apliques? A veces los accesorios se endurecen por el paso del tiempo y se vuelven casi imposibles de mover con fuerza bruta.

Una posibilidad de aflojar la vieja tubería es aplicando calor con una pequeña antorcha de propano durante unos minutos. Sé precavido al usar esta herramienta y protege los alrededores de trabajo con materiales resistentes al calor.

Puede parecer algo obvio, pero no calientes nunca tuberías de gas, solo aplica calor en aquellas de agua y que sean metálicas.

5. Vuelve tu calentador de agua más eficiente

Si vives en un área donde el sedimento se acumula rápidamente en las tuberías y el agua, este puede pasar rápidamente al tanque de nuestro calentador. Puedes retirar esta arena drenando un litro de agua cada 3 meses.

Para hacerlo solo tienes que apagar el calentador, colocar un tazón de acero en la salida de agua y abrir el drenaje. Esto eliminará gran parte del sedimento acumulado en el fondo del tanque y permitirá que el calentador trabaje de manera más eficiente.

Esperamos que estos 5 consejos de fontanería para principiantes te sirvan a futuro a resolver tus problemas de fontanería.

Si ya es demasiado tarde y tienes un problema grave de obstrucción o es un asunto que no sabes cómo manejar y nuestros consejos para principiantes no te han funcionado, puedes contar con nuestros servicios.

En Fontanería Bizkaia nos encargamos de la instalación y mantenimiento de todo lo relacionado con la fontanería de tu hogar. Llámanos sin compromiso y te haremos un presupuesto ajustado para que tú no tengas que preocuparte de nada.

fontenaria-instalacion-reparacion-calderas-persianas-1

4 consejos para mantener la fontanería de tu baño en buen estado

Quizás el baño es la habitación de la casa que contiene más tuberías o accesorios de fontanería. Esto se debe a que mayormente el agua dulce que consumimos va a parar a nuestros lavabos, duchas, bañeras, inodoros, etc.

Es justo aquí donde abundan las líneas de agua fría, agua caliente y los desagües. Quizás sea por estas razones que no es sorpresa que sea una de las habitaciones en las que debemos hacer reparaciones con más frecuencia.

Sin embargo, poniendo en práctica pequeñas acciones y consejos podemos lograr mantener las instalaciones de nuestro baño en buen estado durante un largo tiempo y evitar urgencias o reparaciones. Y es por ello, que en este artículo encontrarás 4 consejos que te ayudarán a mantener en buen estado la fontanería de su baño.

No uses el inodoro como si fuera un basurero

Muchas personas suelen tirar distintos tipos de desechos por el inodoro, que acaban convirtiéndose en obstáculos en el desagüe.

Las toallitas húmedas, pañitos faciales, toallas sanitarias o  el algodón, por lo general, son productos absorbentes que tienden a hincharse con el agua y al agruparse se convierten en un gran problema, porque son capaces de obstruir rápidamente la tubería del baño e incluso el alcantarillado.

El único producto que puede tirarse por el inodoro es el papel higiénico ya que este se deshace en lugar de actuar como un absorbente.

Utiliza una tapa en los desagües.

Las rejillas o tapas de desagües pueden evitarnos un problema a largo plazo, pues los desagües tienden a acumular cabello, trozos de jabón o incluso pueden caer dentro de ellos objetos como la tapa de la pasta dental. Todos estos residuos y objetos de gran tamaño pueden ocasionar una obstrucción y de esta manera disminuir la fluidez del agua.

Las tapas de desagües son muy prácticas ya que solo debemos colocarlas para evitarnos cualquier acumulación de objetos que puedan tapar la tubería. Se recomienda limpiar periódicamente las rejillas para evitar que el agua pase lentamente a través de ella.

No uses productos químicos para eliminar las obstrucciones.

Los ácidos químicos usados para eliminar obstrucciones en los desagües además de ser una “solución” temporal pueden dañar y corroer las tuberías. En ocasiones puede que no lleven a cabo su función y solo estaremos dañando la fontanería.

Lo mejor para eliminar obstrucciones grandes es hacerlo manualmente, si después de un tiempo el problema persiste ,lo ideal es llamar a un fontanero profesional para solucionar el problema.

Actualizar y reemplazar la fontanería vieja.

Las casas antiguas suelen tener tuberías hechas con materiales obsoletos que pueden ser contaminantes, como es el caso del plomo, o tuberías que se corroen y rompen con mucha facilidad como el acero y el hierro.

Lo mejor es renovar las tuberías para que puedan cumplir su función sin mayores problemas y con materiales que sean de larga vida útil. Aun si nuestra casa no es antigua, debemos revisar de manera periódica el estado de las tuberías y reemplazar aquellas que estén deterioradas para evitar posibles fugas futuras.

Si bien estos consejos pueden parecer un poco básicos, no ponerlos en práctica de forma habitual puede hacerte malgastar grandes cantidades de agua de manera diaria.

En Fontanería Bizkaia nos encargamos de la instalación y mantenimiento de todo lo relacionado con la fontanería de tu hogar. Llámanos sin compromiso y te haremos un presupuesto ajustado para que tú no tengas que preocuparte de nada.

fontenaria-instalacion-reparacion-calderas-persianas-1

fontaneria bizkaia reparaciones mantenimiento piscinas

Problemas comunes con el agua de la piscina

Si eres uno de los afortunados de tener una piscina en casa, este artículo puede ser de gran interés para ti.

Hoy queremos hablarte de los problemas comunes con el agua de la piscina y cómo evitar que estos ocurran.

Problemas comunes con el agua de la piscina

Si bien poder tener acceso a una piscina en casa es el sueño de la mayoría de personas, quien tiene una sabe el considerable trabajo que esta conlleva.

Uno de los mayores dolores de cabeza, además del gasto económico que esta comporta, es su mantenimiento. De vez en cuando van surgiendo problemas, sobre todo relacionados con el agua, que hay que solucionar si quieres disfrutar de unas vacaciones agradables durante las épocas de máximo calor.

¿Cuáles son los problemas frecuentes y cómo evitar que sucedan?

Algas: el más habitual de todos. Aunque existan miles de tipos de algas, solo unas pocas frecuentan la piscina. Algunas se adhieren a las paredes, flotan por el agua y la ensucian, otras simplemente se adhieren a la pared pero no ensucian… Hay de todo tipo.

Sea como sea, es un problema que podemos ahorrarnos si llevamos a cabo un tratamiento de limpieza frecuente con un antialgas o con un producto multiacción que contenga a su vez antialgas. La cantidad y la frecuencia de su uso variará dependiendo del tamaño de la piscina y la cantidad de agua contenida.

Olor a cloro: otro de los clásicos. Si el problema de tu piscina es el olor a cloro, este puede deberse a distintos factores:

  • Un desajuste del PH.
  • Un desajuste de las cloraminas.
  • Un exceso de cloro total.

Los tres problemas tienen soluciones distintas, así que deberás utilizar el tratamiento necesario según la causa, una vez sepas qué parámetro está fuera de su rango y de dónde proviene el inconveniente.

Agua turbia: otro de los problemas más desagradables del agua de la piscina. La turbidez proviene principalmente de diminutas partículas suspendidas que no se han filtrado por el sistema de filtración.

Ni se quedan en el fondo de la piscina, ni pasan por el sistema de filtración, por lo que permanecen flotando en el agua y acaban enturbiando el agua de la piscina.

Como ves, evitar posibles problemas con el agua de tu piscina no es tan complicado si sabes a qué atenerte. Es importante que, ahora que estamos en pleno agosto, evitemos por todos los medios tener que parar el funcionamiento de la piscina por unos días. Esta  consecuencia puede llevar a que nosotros o nuestros huéspedes pasen un verdadero infierno en ciertos lugares de España.

Esperamos que con este artículo te haya quedado más claro cuáles son los problemas comunes con el agua de la piscina y cómo puedes evitar que estos sucedan. Si aún así, ocurre lo inesperado, vas a necesitar llamar a un profesional para que te solucione el inconveniente lo antes posible.

En Fontanería Bizkaia nos encargaremos de arreglar cualquier desajuste de tu piscina y de aconsejarte para su correcto mantenimiento. Llámanos sin compromiso y te haremos un presupuesto ajustado para que tú no tengas que preocuparte de nada.

fontenaria-instalacion-reparacion-calderas-persianas-1

fontaneria bizkaia reparaciones tuberias fugas de agua

Cómo evitar las fugas de agua en casa

Estás de vacaciones y lo último que quieres que suceda mientras tú estás tan ricamente en la playa, es que te llame tu vecino y te diga que has tenido una fuga de agua y que debes volver urgentemente a casa.

Hemos querido escribir este artículo para ahorrarte el disgusto y ayudarte a prevenir posibles fugas de agua que pueden darse en tu hogar.

 

Cómo evitar las fugas de agua en casa

No es muy difícil darse cuenta de las posibles fugas de agua que pueden tener lugar en tu casa si sabes cómo hacerlo. A continuación te detallamos los diferentes pasos a seguir para evitar futuros dolores de cabeza.

 

Vigila que los desagües de tu casa no estén obstruidos. Aunque parezca algo obvio, no es complicado marchar de casa sin haberlo revisado. Puedes utilizar filtros para que, en caso de fuga, en agua tenga libre las vías de drenaje.  Las hogares con animales suelen ser más propensos a este problema, debido a la gran acumulación de pelo, así que es interesante tomar nota, limpiar a conciencia y comprobar con frecuencia que todo está correcto.

 

Que tu grifo gotee o que la cisterna del váter pierda agua demasiado rápido es una mala señal. Tu casa te está avisando de una posible fuga de agua que es mejor que lo soluciones cuanto antes si quieres evitarte futuros dolores de cabeza y reparaciones más costosas.

 

Evita, por todos los medios, utilizar el váter como papelera. Quizá puede sonar un poco ridículo, pero tiramos desechos por el baño más veces de las que nos gustaría reconocer. Si queremos ahorrarnos una posible obstrucción y complicaciones, lo ideal sería evitar tirar nada que no sea biodegradable por el baño.

 

El uso de sustancias abrasivas para limpiar pueden causar desgaste en las tuberías. Por eso te recomendamos encarecidamente que no utilices este tipo de limpiadores en tu cocina y baño.

 

Utiliza un detector de fuga mientras estás fuera de casa. Para detectar cualquier problema antes de tiempo y que te avise de cuando se necesita una reparación. Es una inversión a largo plazo que puede ahorrarte un verdadero futuro quebradero de cabeza.

 

Y, por último, cierra la llave de paso de tu casa si te marchas varios días. Es la única garantía de que ni tu vecino te molestará durante tus vacaciones, ni de que pondrás el grito en el cielo a tu regreso.

 

Como ves, no es muy complicado prevenir que las fugas de agua se apoderen de tu casa durante tu ausencia. Ahora que estamos a puntito de marchar a disfrutar, pon en práctica estos consejos para evitar posibles sustos.

 

Esperamos que con este artículo te haya quedado más claro cómo evitar las fugas de agua en casa. Si tu casa te está enviando señales de que puede haber una fuga de agua inminente, te aconsejamos llamar a un profesional lo antes posible.

 

En Fontanería Bizkaia nos encargamos de todo tipos de fugas de agua. Llámanos sin compromiso y te haremos un presupuesto ajustado para que tú no tengas que preocuparte de nada.

fontaneria-bizkaia-fontanero-reparaciones-urgencia

6 señales de que necesitas llamar a un fontanero

Debido al ajetreo diario es muy probable que, si se están dando ciertas desajustes en las instalaciones de casa, estés retrasando el momento de arreglarlas.

Sabemos que tú no tienes ni tiempo ni ganas de echarle mano al problema. No te preocupes, lo entendemos. Y es por eso te aconsejamos que llames a un profesional lo antes posible, para que estos pequeños desajustes no se acaben convirtiendo en grandes quebraderos de cabeza.

Pero, ¿qué señales te está dando tu casa de que necesitas una reparación? ¿Cómo saber cuál es el momento de llamar a un fontanero?

En este artículo tienes un listado de 6 situaciones en las que deberías plantearte llamar a un profesional de la fontanería.

 

6 señales de que necesitas llamar a un fontanero

Si detectas humedades en el techo: Ups, mala señal. En estos casos, lo más común es que sea un problema del vecino, quien es posible que no se haya dado cuenta de que tiene una fuga porque suelen provenir de la bañera o del plato de ducha.

Lo ideal en estos casos es que llames a un fontanero lo antes posible para evitar que la humedad se extienda y ocasione un problema mayor.

 

Los desagües del fregadero, inodoro o lavabo están obstruidos: en otro momento hablaremos de cómo evitar que se nos obstruyan los desagües pero, si detectas que tienes este problema, recurre a un fontanero para que te los desatasque.

 

Una tubería o codo del fregadero empieza a gotear: probablemente se haya aflojado una tuerca o que las juntas de unión se hayan desgastado o desencajado. De todos modos, es momento de ponerle remedio antes de que se agrave el problema.

 

El calentador de agua desprende olor a gas: Es posible que tengas una fuga o que el calentador no cierra bien el paso del gas cuando cierra el grifo. Ten cuidado con el gas, es peligroso y es imprescindible que lo gestione un profesional.

 

Presión de agua inconsistente: puede ser debido a varios factores: la baja presión en el suministro de la ciudad, haber realizado picos de consumo o el estar acostumbrados en casa a tener varias llaves abiertas.

 

No hay suministro de agua caliente: puede que los filtros del agua estén obstruidos o los filtros de los grifos sucios o que las llaves de retorno estén cerradas, etc.  

 

Mal funcionamiento del inodoro: Si llevas varios días detectando que el inodoro no funciona correctamente, es momento de llamar a un fontanero. Es muy probable que la descarga esté estropeada, así que si quieres evitar posibles complicaciones futuras y dejar de gastar agua innecesariamente, contrata a un profesional.

 

Como ves, no es muy complicado darse cuenta de que hay ciertas instalaciones  de tu casa que necesitan tu atención. Ahora que llega agosto y la mayor parte de la gente se marcha de vacaciones, es importante que, si no quieres hacerte cargo tú mismo de las reparaciones, llames lo antes posible a un profesional de la fontanería.

Esperamos que con este artículo te hayan quedado más claras las 6 señales de que necesitas llamar a un fontanero. Si quieres ahorrarte todo el trabajo que pueden conllevar las distintas reparaciones, necesitas a un profesional.

En Fontanería Bizkaia nos encargaremos de todas las reparaciones para realizarla de una manera profesional. Llámanos sin compromiso y te haremos un presupuesto ajustado para que tú no tengas que preocuparte de nada.

12

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies